Texto

"Allá donde me lleve la Imaginación..."

26 diciembre 2013

Roscón de Reyes



Mi reto de estas navidades era preparar un roscón de reyes y aquí está!! Lo he conseguido!! y el resultado me ha encantado, al no tener panificadora he tenido que amasar a mano, por lo que me ha tocado trabajar un poco más, pero ha merecido la pena. En casa ha sido todo un éxito, así que aquí os dejo con la receta, que me la facilitó una amiga que lo llevaba haciendo ya unos cuantos años y este ha sido el resultado.

Os dejo con los ingredientes y su elaboración....

INGREDIENTES:
Para el azúcar glas aromatizado:
  • 120 g de azúcar normal
  • La piel de medio limón ecológico
  • La piel de media naranja ecológica

Para la masa madre: (todos los ingredientes a temperatura ambiente)
  • 70 g de leche
  • 10 g de levadura fresca de panadería 
  • 1 cucharadita de azúcar
  • 130 g de harina de fuerza

Para la masa principal: (todos los ingredientes a temperatura ambiente)
  • 60 g de leche
  • 70 g de mantequilla
  • 2 huevos medianos
  • 15 g de levadura fresca de panadería
  • 30 g de aroma de azahar (para mi gusto con 15 g es suficiente)
  • 450 g de harina de fuerza
  • 1 pizca de sal

Además también necesitaréis para la decoración…
  • Huevo batido
  • Azúcar humedecido (azúcar normal con unas cucharaditas de agua)
  • Fruta confitada (naranja, cerezas, calabacín…)
  • Miel y agua (para darle más brillo, esto es opcional)




ELABORACIÓN TRADICIONAL:
Comenzamos preparando el azúcar aromatizado. Para ello rallamos la piel de los cítricos (sin llegar a la parte blanca) y la mezclamos con el azúcar glas. Reservamos.
Nos disponemos a preparar la masa madre: Deshacemos con los dedos la levadura en la harina, y mezclamos todos los ingredientes de la masa madre hasta formar una bola. No es necesario que quede una masa uniforme, solo formar una bola compacta
Llenamos un bol con agua templada, y colocamos la bola dentro. Dejamos ahí la bola hasta que aumente su tamaño y flote. Yo la dejé una hora aproximadamente, así que a echarle paciencia!! 
Masa madre una vez ha aumentado su volumen















Cuando la bola de masa madre esté lista para usar, nos pondremos a  preparar la masa principal. Para ello, deshacemos con los dedos la levadura en la harina. Agregamos la leche, los huevos, el azúcar glas aromatizado, la pizca de sal, el aroma de azahar, la masa madre que hemos preparado previamente, y mezclamos bien.

Pasamos esta masa a una superficie de trabajo como la encimera, previamente enaceitada y comenzamos a amasar. La masa os resultará pegajosa así que os aconsejo embadurnaros las manos con un poco de aceite, así la masa será más manejable. Amasamos unos 5 minutos, y empezamos a agregar la mantequilla (a trocitos y a temperatura ambiente) poco a poco mientras que seguimos amasando. Amasamos otros 10 minutos aproximadamente, hasta que obtengamos una masa homogénea.Formamos una bola, y la dejamos reposar en un bol tapado con un paño hasta que doble su volumen en un lugar libre de corrientes de aire (os vale el horno o microondas apagado). Yo lo dejé unas dos horas y media. 

Masa del roscón antes de levar y una vez que ha aumentado su volumen

Cuando la masa haya doblado su tamaño, amasamos ligeramente para que pierda el aire, y aquí ya depende de lo que queráis hacer, podéis hacer un superoscón de reyes o bien como fue mi caso, dividí la masa en dos porciones dando lugar a dos roscones, uno grande y otro mediano. También podéis preparar uno grande y mini-rosconcitos, esto ya depende de cada uno. Yo los dividí, porque mi horno no es tan grande para que quepa un roscón de tanto tamaño, así que decidí dividir la masa en dos.

Ahora toca darle forma a nuestro futuro roscón, para ello hay que introducir los dedos en el centro de la bola e ir abriéndolo con cuidado hasta formar una circunferencia, si habéis optado por dividir la masa haréis dos bolas y el procedimiento será el mismo, es decir, introduciremos los dedos en el centro de las bolas e iremos abriéndolo con cuidado. Después los pasaremos a una bandeja para horno previamente forrada con papel de horno y un truco  para que durante el levado y horneado no se cierre el agujero típico del roscón, es colocar en el centro un aro de emplatar untado en aceite.

Roscón con forma, antes y después de aumentar su tamaño y con el aro de emplatar colocado en medio
 A continuación, pincelamos nuestros roscones con huevo batido, colocaremos las frutas confitadas y finalmente el azúcar humedecido y es el momento si queréis de introducirle el haba y la figurita por dentro de la masa, con mucho cuidado, también podéis hacerlo una vez vayáis a rellenar el roscón y meterlo en el interior del relleno, como ha sido mi caso.
Dejaréis reposar de nuevo el roscón ya decorado, hasta que vuelva a aumentar su volumen, aproximadamente unas dos horas o dos horas y media en un lugar libre de corrientes personalmente lo metí en el horno apagado, también os vale en el microondas apagado

Roscones decorados, listos para entrar al horno



















Por último sólo nos queda hornearlo, con el horno precalentado a 200º, introduciremos el roscón y bajaremos la temperatura a 180, deberá estar horneándose unos 20/25 minutos y… ya lo tenemos!!!! Nuestro roscón listo para devorar!!. Ya depende de vosotros si lo queréis rellenar o no. Yo lo he rellenado de nata, pero podéis rellenarlo de chocolate, crema pastelera… en fin… de lo que más os guste y sobre todo disfrutarlo en buena compañía, ja,ja… 




Espero que os haya gustado la receta de hoy, es la última receta del "Especial - Navidad", así que os deseo un: FELIZ AÑO NUEVO y un FELIZ DÍA DE REYES!!!! Nos vemos muy pronto con otra nueva receta que ya la estoy planificando. Pasadlo genial y disfrutad de lo que queda de las fiestas!!!!!



NOTAS:
Os dejo con unos consejos muy útiles para que vuestro roscón sea: “El Roscón Perfecto”
- Para el roscón de reyes necesitaremos levadura fresca, suele encontrarse en las neveras donde están los yogures y la mantequilla y vienen dos paquetitos cada uno de 25gr, personalmente la he comprado en mercadona.
- El aroma de azahar lo he encontrado en Carrefour, en la zona de la repostería.
- He tamizado la harina de fuerza antes de añadirla a las masas, para que quede una masa más suave.
- Un pequeño truco para poder trabajar mejor la masa: Untarnos las manos con un poquito de aceite veréis como a la hora de trabajarla, resulta mucho más manejable.
 - Para que no se nos cierre el roscón de reyes y quede un agujero bien definido en el centro, podéis utilizar  un aro de emplatar untado en aceite lo ponemos en el centro del roscón y así evitamos quedarnos sin el agujero.
- Para evitar que se dore demasiado, precalentaremos el horno a 220º, cuando metamos el roscón bajamos a 180º y dejamos que se hornee 10 minutos, si vemos que ha cogido demasiado color entonces lo tapamos con papel de hornear y dejamos que siga la cocción el tiempo que indique la receta.
- Para elaborar el azúcar humedecido echamos en un recipiente azúcar blanquilla y añadimos unas gotitas de agua,  removemos y ponemos por encima del roscón montoncitos de azúcar humedecido.
- Sí queréis que vuestro roscón tenga más brillo, una vez sacado del horno y se haya enfriado un poco, ponéis a calentar en un cazo un chorrito de agua con un chorrito de miel y una vez que el agua se haya evaporado y queda una salsita espesa, lo retiráis del fuego y pinceláis por encima del roscón justamente por los lados que no estén decorados de fruta y azúcar.








No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Gracias por pasar y comentar!! me hace muchísima ilusión saber vuestras opiniones!!